viernes, agosto 29, 2008




Como en Dodge City: Precio por ellos

Faltan cabezas

A la Coparmex de velitas apagadas

¿Qué yucateco ignora la de quién?
Todos piensan en la de Calderón.
Por impune Patricio, en la de Ivonne.
De inmediato, al menos la de Saidén.

Que se los lleve de una vez el tren
certificado de la corrupción.
En el crimen y su maquinación,
la impunidad es su único sostén.

Refugio de hembras aterrorizadas,
que sean en Caliente despojadas
de panteleta incluso en los casinos.

Diario de Yucatán medre indecencia
mientras Emilio Carlos, su excelencia,
la comunión reparte entre asesinos.

Cintarazo


Mérida, castrada, 2008

Glosa: 11 decapitados en Chichí Suárez, ddy de hoy, cintillo principal